Ayudar te sienta bien

¿Saben qué está super in? Lo que les traigo aquí es una tendencia con la que todos ganan; hombres y mujeres se ven geniales con este artículo. Lo mejor es que combina con todo y está al alcance de todos los bolsillos. Aquí una fotito del pequeño y gran accesorio.

Está genial, ¿no? Este pequeño sticker transforma y mejora cualquier look. Se ve bien sobre cualquier estampado y cualquier material. Además, también puede ser usado para decorar un cuaderno, un cel, un BB, un bolso… ¡Es cuestión de innovación! ¿Cómo se consigue el sticker? Fácil, te lo darán a cambio de una colaboración. Solo acércate a la persona que cargue una latita como esta:

¿Cuándo? Por si no lo saben, mañana 1 de diciembre se celebra el Día Mundial de la Lucha Contra el Sida, así que este día es preciso para colaborar con el Hogar San Camilo, entidad sin fines de lucro que apoya a personas con el virus de VIH/SIDA. Estas latitas las encontrarás mañana, siendo cargadas por individuos muy lindos y bonis (Ja! xD) que estarán por la Facultad de Letras y Ciencias Humanas. ¡No se olviden! Ayudar siempre sienta bien 😀

Anuncios

Una nueva forma de usar una polera

Les presento a Daniel. Es raro, muy raro. Por ello, no es raro ver que usa la polera de una forma peculiar. Sin embargo, me sorprendí cuando me dijo que no es el único que la usaba así ahora. (Le cubrimos el rostro para proteger su identidad).

¡Bah! ¿Para qué cubrirlo? ¡Si lo conoce todo el mundo! xD

Lindo el detalle en el cuello, ¿no? Por si hace frío o simplemente quieres estar más “tapadito”.

¿Qué es lo raro? Miren por detrás (Oe, ¿qué?)

¡AHHHH! ¡¿QUÉ CLASE DE BRUJERÍA ES ESTA?! ¡Su cabeza está al revés! Y… ¡Sus pies! ¡Y su cuerpo! Espera, hay algo raro aquí. Sí, se puso la polera al revés, y lo raro es que no se ve mal. ¿O sí?

Vestidito, vestidito

Me quedé hasta las nueve de la noche en la universidad haciendo un trabajo, y a esa hora, suceden muchas cosas que no se ven a la luz del día, sino que solo se manifiestan bajo la penumbra de un sombrío pasillo… Naah, a esa hora los profesores tienen sus reuniones sociales y ya no se ponen la ropa gris que visten en el día. Digo, si usaran esa ropa durante clases, creo que prestaríamos más atención.

Como todos los días, ahora cargo mi cámara a todos lados misma stalker “coolhunter”, esperando ver algo bonito y/o interesante.

En esa noche de miércoles (sí, fue un miércoles), una profesora de Lingüística no identificada (no identificada porque no me alcanzó el tiempo de preguntarle su nombre) vestía un lindo y super llamativo vestido, complementado con un saco rojo y un pañuelo en el cabello de la misma tela.

Debo decir que no es mucho color, ah! No soy partidaria de los florzotas en la ropa (solo de las florcitas :B) pero este vestidito estaba muy bonito y original.

– Disculpe, ¿puedo tomarle una foto?

– Ehm, sí pero… ¿para qué?

– Es que estoy iniciando un blog de modas (mirada enternecedora :3) y quisiera  ftografiar su vestido.

– Ah, ¡pero este vestido no es de aquí! Lo compré cuando estuve estudiando en España.

Se nota que es de España! Está bonito, no? Me provocó bailar flamenco cuando lo vi 😀

Hipsters! Espera, Hipsters?

Lo primero que vi hoy en la mañana al entrar a Facebook fue un artículo en The Guardian sobre el odio desmedido que mucha gente tiene hacia los hipsters. Para comenzar a odiarlos también (bromita), conozcamos primero qué es un hipster.

En la imagen arpeciamos la “Anatomía de un hipster”, la cual se compone de:

– Audífonos blancos conectados a un iPod.

– Cabello artísticamente despeinado.

– Lentes con bordes gruesos, muy gruesos (muy caros).

– Blazer super entallado

– iPod con Elliot Smith

– Bolso de mensajero que contiene una novela gráfica + poemas de Pablo Neruda.

– Café americano

– Flood pants (Pantalones que son un poco más cortos que los normales)

– Modelo a seguir: Wes Anderson

– Zapatillas Converse

La palabrita hipster viene de hippie; osea, la tribu hipster reinventa lo hippie (estos sí se bañan). Despreocupados, relajados, bohemios, intelectuales, amantes de lo clásico y del “todo tiempo pasado fue mejor”, con mente abierta, eclécticos, bien pop, ciudadanos del mundo y de todos sus placeres, siempre atentos a las movidas del arte y del mundo; sobre todo, super fashion… Estos chicos sí la piensan.

Centrémonos en los hipsters boys, son mucho más interesantes de estudiar…

Casi siempre cargan un bolso de cartero, esos morrales que generalmente son usados por las chicas. Como accesorio primordial están las bufandas o pashminas, los sombreros del tiempo de mi abuelito y, claro está, los anteojos grandotes (the bigger, the better!)  que le dan el toque intelectual a su atuendo.

En las chicas, es casi lo contrario. Se empeñan por darle un toque de masculinidad a su atuendo. Por ejemplo, las blusas con cuello camisero, las chompas y cardigans sueltos y de colores oscuros. Sí, también usan esos lentotes inmensos que ahora todo el mundo usa aunque tengan una visión de 20/20.

En Taringa encontré un artículo buenísimo sobre los hipsters, con sus gustos, sus orígenes, los hipsters más famosos y una pequeña trivia que determinará si eres un hipster. Aquí la trivia:

¿Es usted un hipster?

Aproximaciones a una tipológia de hipster criollo.

– Justifica su relación laboral con el ámbito publicitario argumentando que la maquinaria capitalista hay que conocerla desde adentro.

– Conoce la programación mensual del MAMBO(click), la biblioteca Luis Ángel Arango y el Museo Nacional, aunque no tenga intenciones de asistir a ninguno de los eventos.

– Frecuenta restaurantes de cocina fusión porque siente que así combina los placeres de la gastronomía con los sofisticados sabores del extranjero.

– Prefiere visitar galerías que museos. Así fomenta el apoyo a las propuestas estéticas independientes y a los primeros pinitos de sus amigos artistas.

– No fue al concierto de The Doors por que era muy bohemio, ni al de Groove Armada por que era demasiado play, pero fue el primero en comprar la boleta para el de Cat Power.

– Al escribir utiliza el signo @ en las terminaciones de algunos verbos o sustantivos para evitar incorrecciones políticas de género.

– Aunque esté plenamente convencid@ de serlo, jamás hablaría de si mism@ como una persona cool.

– Hojea infaltablemente las revistas El Malpensante, Arcadia, Cartel Urbano, y la nueva Lecturas. No compra SoHo, pero la lee por internet. 

– Ha usado sombrero como si fuera parte del atuendo cotidiano del bogotano, y actúa como si portar dicho accesorio fuera normal.

– No podría definir lo que es buen gusto, pero está seguro de tenerlo.

– Su ideal estético femenino está representado por Amélie o Natalie Portman.

– Evita portar cualquier prenda o símbolo que lo identifique o comprometa con una ideología o tendencia en particular.

– Cree que no hace parte de ninguna tribu urbana. 

Primer coolhunting – San Marcos

Hoy inicié mi blog, hoy mismo cargué mi camarita en mi bolsón y me dirigí derechito a mi segundo hogar, mi alma máter, mi casa de estudios, mi… mi… universidad, pe’.

Estudiar en la Facultad de Letras y Ciencias Humanas (Ajá, la de literatos, artistas, filósofos y toda esa gente rayada) puede dar pie a que piensen que en los pasillos se encuentran cosas muy raras en cuestión de ropa y estilos, en general. Pues sí, es cierto xD Pero no son muchos, ah! Como los comunicadores somos mayoría, los pasillos y salones están repletos de gente normal, sensata y decente  (ja!).

Hoy, por lo menos, no encontré ningún look atípico; al contrario, encontré algunas cositas muy curiosas y “lindis” (Yo dije “lindis”? En serio?)

Gaby, compañera y amiguis (y ahora dije “amiguis”? Qué me pasa?!), se apareció hoy con una blusita floreada super linda. Le pregunté si podía tomarle UNA foto. Estos son los resultados.

El estampado de flores no pasa de moda, y menos ahora que se viene con fuerza todo lo floral, lo natural, lo nude (calato), lo bombacho y lo flowy (las telas y texturas que fluyen, pe’). Además, el cuellito chino nunc afalla, siempre mostrando delicadez y femineidad. Esta blusita está perfecta para ir a la u y disimular rollitos (Tú no tienes rollitos, Gaby. No me pegues!)

Y bueno, luego de esta foto, vinieron MILES… Pondré un par para que Gaby se siga dejando fotografiar 😀

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Después de la sesión de fotos con Gaby, pasó alguien (no diré nombres) con unas zapatillas que siempre me llaman la atención y que por fin puedo fotografiar con una buena razón. Sería una buena urraca, ya lo comprobé.

Estas zapatillas son geniales cuando estás en tus días emo o poco creativos y solo te vistes de puro negro o puro blanco… Este par le da originalidad y mucho mucho color a tu outfit. Además, se ven taaaaan cómodas… *-*

Así terminó mi primer día de coolhunting. Seguiré en búsqueda de más cositas curiosas… siempre cámara en mano (Bueno, no en los paraderos porque me pueden robar ;D)

Bye!

¡Hola!

No sé si es costumbre presentar cada blog que se inicia, pero sí es costumbre mía iniciar todo lo que hago con una presentación linda.

La idea del blog nació a partir de una charla a la que asistí durante en Flashmode 2011. Ahí, Escuché a las mentes detrás de Styleinlima, Theandrogyny y Monitadeseda compartir muchas cosas respecto a fashion blogs. Mis ojotes brillaron a más no poder, y nació en mí una pequeña curiosidad.

Pues bien, este el mi intento de fashion blog, llamado Bonita Facha porque no veo a la ropa tato como “moda” y glamour puro, sino como un estilo personal, al que mi mamá siempre le dijo “facha”.

Bonita Facha será un espacio para compartir cosas que me gustan y que no me gustan, que encuentro en las calles, en internet, y en mi closet ^^

He aquí una pequeña colección de mis posesiones más preciadas:

Mi billetera de animal print

Mi billetera de animal print

Mis wayfarer ^^

Mis wayfarer ^^

Mi Wave 533

Mi Wave 533, sin él no vivo!